Acciones de Colombia en la encrucijada por efecto InterBolsa

Inversionistas colombianos, venezolanos y españoles están interesados en la comisionista que le solicitó la inactividad a la BVC.

Noticia 7-1

Los efectos del descalabro de InterBolsa se siguen sintiendo. La sociedad comisionista Acciones de Colombia no pudo aguantar los problemas de liquidez, los cuales se agravaron por el cierre de los cupos de crédito por parte de los bancos, lo que hizo que sus directivas, de manera voluntaria, solicitaron a la Bolsa de Valores de Colombia (BVC) aplicar su inactividad.

Esto significa que, si bien la firma no puede hacer nuevas operaciones en el mercado desde el martes pasado, sí seguirá ejecutando aquellas que tengan como finalidad exclusiva el cumplimiento de las obligaciones adquiridas antes de la adopción de la medida de inactivación, entre estas el ajuste de garantías de las operaciones pendientes de cumplimiento, indicó la BVC.

Álvaro José Aparicio, presidente de Acciones de Colombia, dijo que tras lo ocurrido con InterBolsa el acceso a los cupos bancarios se ha complicado para varias firmas comisionistas del mercado, y no solo para su compañía.

“Sin el insumo fundamental para realizar las operaciones, que es la liquidez, es muy difícil continuar, y por eso decidimos hacer un alto mientras analizamos algunas salidas a la actual coyuntura”, dijo.

Aparicio descartó, no obstante, que los recursos del público que están bajo su administración, los cuales suman alrededor de 12.000 millones de pesos, estén en riesgo, en la medida que están invertidos y respaldados por títulos valores.

Estos últimos, además, se encuentran resguardados en el Depósito Centralizado de Valores (Deceval).

Una de las alternativas que analizan las directivas de Acciones de Colombia es la posibilidad de venta de la compañía.

Se sabe que algunos inversionistas locales, de Venezuela y España han estado explorando la posibilidad de quedarse con la comisionista.

Algo parecido sucedió a mediados de junio del 2013 cuando Global Securities absorbió a Asvalores, firma que también suspendió actividades debido a problemas de distinta índole.

Global también compró cartera en el 2011 de Proyectar Valores, cuando se ordenó su liquidación de esa comisionista.

Álvaro José Aparicio no negó que, en el pasado, la firma hubiera tenido problemas por malos manejos.

De hecho, precisó que debido a estos tuvo que retomar las riendas de la compañía a mediados del 2012, presentar un plan de reestructuración a la Superintendencia Financiera y cumplirlo a cabalidad.

Confía en que a más tardar en tres meses, cuanto mucho, ya se tenga una solución definitiva a la actual coyuntura de la firma, lo que permitiría que nuevos inversionistas retomen el negocio, pero que, por lo pronto, ellos continuarán atendiendo todas las operaciones pactadas y las obligaciones adquiridas.

Economía y Negocios

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s